Sri Lanka, el sur

Noveno día de viaje. Nos decidimos por la ciudad de Galle para pasar un par de noches y conocer algo del sur de la isla. Desde allí la idea era acercarnos a alguna playa cercana como la famosa Unawatuna o Jungle Beach.

Para desplazarnos hasta Galle optamos por contratar un taxi. Descartamos el autobús porque suponía estar prácticamente todo el día de viaje (unas 7 horas teóricas, más posibles imprevistos) y no íbamos sobrados de tiempo. Por cierto, contratamos el taxi a través de la app Broom Broom y la experiencia fue positiva.

Galle, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1988, es una de las ciudades más importantes del país. Por aquí entraron a Sri Lanka las primeras expediciones coloniales en el siglo XVI de mano de los portugueses, a los que siguieron después holandeses y británicos. El centro histórico, fortificado, converva ecos de este pasado colonial en sus calles repletas de pequeños alojamientos bien cuidados (algunos ubicados en viejos edificios restaurados), restaurantes, tiendas de joyas y arte.

IMG_5741

Es bastante recomendable alojarse en el centro, dentro de las murallas (lo que denominan El Fuerte), pues el tráfico en esta zona está restringido y es una zona bastante tranquila. Elegimos sobre la marcha el alojamiento Antic Guesthouse y acertamos de pleno. Un lugar muy cuidado, con habitaciones amplias y bien decoradas y, de nuevo, un gran desayuno.

Galle nos ha parecido un sitio con mucho encanto, para disfrutar sin prisa. Algo que no puedes perderte es salir a pasear por las murallas al atardecer. Más allá de ver la siempre espectacular puesta de sol sobre el mar, es un placer recorrer el antiguo trazado amurallado junto a sus gentes. Grupos de amigos, parejas y familias enteras que salen a caminar juntos y llenan de vida el lugar. Nuestro segundo día, 24 de septiembre, coincidimos con una de las celebraciones nacionales relacionadas con la luna llena, el Binara Full Moon Poya Day, por tanto, el ambiente fue especialmente interesante.

En cuanto a la gastronomía, hay varios lugares interesantes. Nuestra primera opción era el pequeño restaurante Spoon’s, de comida tradicional de Sri Lanka, del que teníamos muy buenas referencias en cuanto a calidad y precio. Sin embargo, no pudimos conseguir mesa (tiene apenas 4) y cambiamos de tercio a Bombay Brasserie, una opción muy diferente (comida india de Bombay, con algunos platos inspirados en su típica street food), de precio más elevado pero de gran calidad. Una grata sorpresa.

Muy cerca del centro de Galle está ubicada la playa de Unawatuna. En autobús público tardamos en llegar apenas 10 minutos. Se trata de una playa grande y un buen lugar para pasar un par de días de descanso. Desde allí puedes caminar también hasta la playa de Jungle Beach. Se tarda aproximadamente unos 20 minutos, con un tramo final un poco escarpado. Jungle Beach es pequeña y estaba repleta de gente (se notaba la festividad nacional). Aunque no fue el lugar ideal para disfrutar de un baño tranquilo, el ambiente local que encontramos fue auténtico y estupendo. La playa de Unawatuna nos pareció algo más turística pero mejor opción para disfrutar del mar.

IMG_5751
Unawatuna Beach

La siguiente y última parada en nuestro recorrido por Sri Lanka es su capital, Colombo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.